Cultura

Inspírate con la vasta obra del pintor Vincent Van Gogh

Por: Dulce García |

Vincent Willem Van Gogh fue un pintor holandés que durante su trayectoria pintó 800 cuadros y realizó más de mil 600 dibujos. Una figura central en su vida fue su hermano menor Theo, comerciante de arte en París, quien fue su mecenas mientras él creaba su vasta obra.

Vincent desde niño se inclinó por el dibujo y la pintura, aunque por un tiempo fue pastor protestante. En 1879, a los 26 años, se fue como misionero a una región minera de Bélgica, en donde dibujaba a la gente de la comunidad.

En su época, fue un creador incomprendido, algunos criticaron su arte debido a que lo consideraban simple y literal por retratar a la naturaleza, por los colores que empleaba; incluso lo calificaron de grotesco y feo, carente de técnica.

Van Gogh aseguraba que lo único que sabía hacer en su vida era pintar, que ese don es el que le había concedido Dios, que esa era su chispa, su vocación. En algún momento, llegó a señalar que él pintaba para personas de otra época.

El prolífico artista murió en 1890 a sus 37 años, y como ocurre con muchos hombres y mujeres, la fama llegó de manera póstuma, y se coronó como uno de los principales exponentes del postimpresionismo, cautivando con su arte eterno a múltiples generaciones.

¿Cómo perdió su oreja Van Gogh?

En aquella época, Van Gogh era un hombre de pocos amigos, por lo que tras una visita del pintor Paul Gauguin al poblado de Arlés al sur de Francia en donde ambos pintores compartieron durante un par de meses residencia y momentos creativos, Vincent tuvo un episodio emocional complejo que lo llevó posteriormente a rehabilitarse en un centro para enfermos mentales.

Los biógrafos del artista, relatan que la emoción se apoderó de Van Gogh cuando una discusión con su colega escaló de nivel, y según Gauguin, único testigo de la mutilación más famosa de la historia del arte, Van Gogh lo amenazó con una navaja y acto seguido se auto mutiló el lóbulo de la oreja izquierda.

En el famoso cuadro posterior al corte del lóbulo izquierdo, el artista sale con la venda en la derecha, debido a que utilizaba un espejo para pintar su imagen. De esa forma, Van Gogh dio forma al Autorretrato con la oreja vendada y caballete, de 1889, en óleo sobre lienzo, donde inmortalizó su día de furia en su muy peculiar estilo impresionista.

Van Gogh, vivía intensamente su arte, estaba inmerso en él. Al día de hoy, agradecemos el gran legado que como ser humano y artista, ha inspirado a otros seres humanos en sus caminos creativos.

Con información de La Tercera, BBC y Redes sociales

Etiquetas

Artículos Relacionados

Back to top button
Close

Adblock Detected

Please consider supporting us by disabling your ad blocker