Patitas y Orejitas

El michi me va a dejar sin muebles, ¿por qué rasguña todo?

Por: Dulce García |

Muchas personas alucinan a los gatos y los consideran malos compañeros animales porque no permiten que juegues con ellos cuando tu quieres, que los apapachen si no desean ser tocados, los consideran poco sociables, y además, rascan todo lo que tienen enfrente.

Este punto del rascado, es todo un tema para los que tienen un michi en casa, porque si puede ser un hábito arruina muebles, pero para ellos, no significa destrucción:

  • Les proporciona un entrenamiento de cuerpo completo, porque estira sus músculos y tendones desde sus garras hasta la espalda. 
  • Rascar les ayuda a mantener sus garras afiladas al deshacerse de las fundas de las mismas garras, para mantenerse en óptimas condiciones.
  • Las patas de los gatos contienen glándulas de olor y cuando rascan objetos, liberan un marcador de olor visible y químico que identifica su territorio. 
  • Rascar los hace sentir más seguros y ayuda a que liberen estrés, poniendo su aroma en las cosas.
  • Rascar es también un signo de aburrición, principalmente en los gatos domésticos que no reciben suficiente estimulación mental.

Comprendiendo que el rascado es importante para los felinos, si tenemos por compañero gato en casa, es importante también que consideremos algunos puntos que ayudan a evitar que los gatos rasguñen los muebles.

  • La mejor manera de evitar que los gatos rasguñen los muebles es dándoles muchas oportunidades de rascarse dentro del hogar. 
  • Los gatos que disfrutan del aire libre utilizan árboles, por lo que es una buena idea simular esto en el interior con rascadores para ellos, principalmente, que no se tambalean y sean lo suficientemente altos para que tu gato los raque. 
  • También les puedes proporcionar recortes de tela, troncos cubiertos de corteza, restos de madera blanda y proporcionar mucha variedad para mantenerlos entretenidos y alejados de tus muebles nuevos o los que son favoritos.

Y bueno, porque los lindos gatitos son muy exigentes, el rascador que les regales debe ser colocado en lugares donde a tu gato ya le gusta relajarse, o cerca de elementos que ya rascan como el sillón, o cerca de lugares para dormir porque ellos disfrutan de un buen estiramiento y un rasguño, una vez que se despiertan.

Y ya que hay alternativas de objetos para rascar, ayuda a evitar que regresen a rascar a los sitios que no deseas arañen implementando lo siguiente:

  1. Lava los objetos que no quieres que rasguñen y así eliminarás las marcas de olor. Ellos perciben que su aroma se desvanece y regresan al sitio u objeto, para recargarlo. 
  2. Regalale algunos juguetes para que se entretengan, ejerciten y jueguen, ya que también se aburren, por lo que te invitamos a incluir en tu agenda, espacios de tiempo para jugar con tu gato.
  3. Si rasguñan o arañan cosas horizontalmente, tu alfombra puede verse afectada. La mejor manera de evitarlo es proporcionar alfombras de rascar alrededor de tu hogar y alentar a tu gato a usarlas.

Finalmente, ten paciencia, ellos no rascan por molestarte, es su instinto natural.

Con información de Purina-Latam y Redes sociales

Etiquetas

Artículos Relacionados

Back to top button
Close

Adblock Detected

Please consider supporting us by disabling your ad blocker