Economía y Finanzas

La OIT prevé una incierta recuperación del mercado laboral en este 2021

Por: Dulce García |

La Organización Internacional del Trabajo (OIT) presentó los últimos datos del Observatorio: el Covid-19 y el mundo del trabajo, del que se desprendieron datos interesantes como que en el mundo se han reducido en  en 255 millones de puestos de trabajo a tiempo completo, lo equivalente a un 8.8% (con respecto al cuarto trimestre de 2019) y además, esta cifra es cuatro veces mayor que la que provocó la crisis financiera mundial de 2009, y equivale a 3.7 billones de dólares.

Señaló algunos efectos por grupos y sectores, destacando que las mujeres se han visto más afectadas que los hombres en el mercado laboral, así como los trabajadores más jóvenes, ya sea por la pérdida de empleo, la salida de la fuerza de trabajo, o la incorporación tardía a la misma, calificando en el caso del sector juvenil en desocupación como un factor que “pone de relieve un riesgo muy elevado de una generación perdida”.

Confirmó que el sector más afectado ha sido el de la hotelería y la restauración, en el que la tasa de ocupación se redujo en más del 20%, en promedio, seguido de los sectores del comercio minorista y las actividades de producción industrial.

La OIT presentó tres casos hipotéticos de recuperación: uno de referencia, el caso más desfavorable y el caso más favorable.

  1. El caso de referencia prevé una pérdida del 3% de las horas de trabajo en todo el mundo en 2021, equivalente a 90 millones de empleos a tiempo completo.
  2. En el caso más desfavorable, causado por un avance lento del proceso de vacunación, se prevé una reducción de las horas de trabajo del 4,6% y en el más favorable, una reducción del 1,3%. En todos los casos se prevé que la cantidad de horas de trabajo en América, Europa y Asia disminuya más del doble que en otras regiones.
  3. El control de la pandemia, así como el aumento de la confianza de los consumidores y de las empresas, propiciarán el caso hipotético más favorable, aunque de no implementar políticas públicas adecuadas, podría producirse una “recuperación en forma de K”, en la que los sectores y trabajadores más afectados se queden atrás, y la desigualdad sea cada vez mayor.

También enumeró las principales recomendaciones en materia de política formuladas por el Observatorio:

  • Mantenimiento de políticas macroeconómicas flexibles en 2021, y en años sucesivos, en la medida de lo posible mediante incentivos fiscales, y adopción de medidas que fomenten los ingresos y la inversión.
  • Formulación de medidas específicas destinadas a mejorar la situación de las mujeres, los jóvenes y los trabajadores poco calificados que perciben una baja remuneración.
  • Prestación de asistencia internacional a países de ingresos bajos o medianos para llevar a cabo el proceso de vacunación y promover la recuperación económica y del empleo.
  • Promoción del diálogo social para aplicar las estrategias de recuperación necesarias que permitan lograr economías más inclusivas, justas y sostenibles.

Guy Ryder, Director General de la OIT, señaló que “Los indicios de recuperación que vemos son alentadores, pero son frágiles y muy inciertos, y cabe recordar que ningún país o grupo puede recuperarse por sus propios medios” y agregó:

“Nos enfrentamos a una disyuntiva: una opción conduce a una recuperación dispar y no sostenible, con una desigualdad e inestabilidad cada vez mayores, susceptibles de agravar la crisis. La otra lleva a una recuperación centrada en las personas, con el fin de reconstruir mejor y promover el empleo, los ingresos y la protección social, así como los derechos de los trabajadores y el diálogo social. Si queremos una recuperación duradera, sostenible e integradora, este es el camino que deben seguir los responsables políticos”

Conoce el documento completo de la OIT, aquí:

Con información de OIT Noticias

Etiquetas

Artículos Relacionados

Back to top button
Close

Adblock Detected

Please consider supporting us by disabling your ad blocker