Internacional

Doble emergencia en California, por #EasyFire y #KincadeFire

Por: Dulce García |

El Servicio Nacional de Meteorología de Estados Unidos ha lanzando una nueva “alerta roja extrema”, una expresión de asombro que no se había utilizado antes, por peligro de incendios en el sur de California ante el denominado “Easy Fire”, que se ha propagado a toda velocidad por rachas de 120 km/hr.

Por la mañana de ayer miércoles, la pesadilla era real, y un pequeño fuego al norte de la ciudad que empezó a las 6 de la mañana había crecido hasta las 500 hectáreas a las 9:30. A esa hora el fuego rodeaba la Biblioteca Presidencial Ronald Reagan  en Simi Valey, amenazando 6 mil 500 casas y residencias.

Círculo en redes sociales un vídeo de un caballo, que tras la emergencia parecía galopar desesperado a rescatar a su familia.

El fuego ha sido favorecido por lo árido del área y los vientos huracanados que soplan en la región y que ayudan al esparcimiento del fuego; la situación es muy bien detallada por el reportero de ABC News, quien sorprendió con su intrépida narración sobre la velocidad del viento que ayuda a propagar el fuego, mostrando lo difícil se la situación al intentar liquidarlo.

Los bomberos reportaron que el Easy Fire había consumido 670 hectáreas, no estaba controlado y además el jefe de bomberos de Ventura advirtió que las condiciones de viento extremo seguirán al menos hasta este jueves.

En Los Ángeles, los servicios de emergencia informaron que los vientos llegaban al área urbana, logrado contener al 30% el incendio declarado en la colina al lado del museo Getty, en donde se quemaron ya 300 hectáreas, pero amenaza 10 mil casas.

Previendo que todo se agrave a causa de su infraestructura eléctrica, el pasado martes, la compañía Pacific Gas and Electric (PG&E) anunció que cortaría la luz a 600 mil clientes en el norte de California, y se especula que la poca planificación de apaga fuegos con la que lo han hecho se debe a que se protege de la responsabilidad por los actuales incendios.

En cambio, la compañía de luz más grande del sur de California, Edison, cortó servicio el miércoles por la mañana a 68 mil clientes en los condados de Los Ángeles y alrededores, planificando la operación.

La situación del Kincade Fire aún es de alerta

En el norte, los bomberos habían logrado avances significativos para controlar el llamado incendio Kincade, que amenazaba miles de casas en la ciudad de Santa Rosa, a 90 kilómetros al norte de San Francisco. El miércoles, los bomberos habían conseguido controlarlo al 45% después de arrasar 31 mil hectáreas en una semana.

El incendio de Santa Rosa creció en todas direcciones a tal velocidad durante el fin de semana que abrió una brecha en el perímetro que se creía controlado, que fue rebajado del 10% al 5% el domingo. Más de 5 mil personas han trabajado en este incendio y más de 180 mil han sido evacuadas de sus casas en algún momento, ya que ayer miércoles el Kincade fire seguía siendo el incendio más grande activo en California.

Tanto este incendio como el del interior de Los Ángeles están siendo investigados. Pero PG&E ya comunicó al regulador que uno de sus cables de alta tensión registró un problema en la zona y a la hora donde comenzó el incendio Kincade.

El martes, trascendieron en redes sociales imágenes grabadas desde una autopista que muestran el momento en que se inició el incendio Getty, supuestamente por un árbol que cayó sobre unos cables, asimismo, las fuertes rachas de viento se prevé que durarán al menos hasta el jueves.

Con información de El País y Twitter

Etiquetas

Artículos Relacionados

Back to top button
Close

Adblock Detected

Please consider supporting us by disabling your ad blocker